II Encuentro Nacional Suelos y Agua

Ciento cincuenta productores, junto a técnicos se reunieron para compartir experiencias de conservación de agua y suelo.

Ciento cincuenta productores, junto a técnicos se reunieron para compartir experiencias de conservación de agua y suelo.

Ciento cincuenta productores, técnicos y especialistas se dieron cita en el II Encuentro Nacional Suelos y Agua, realizado en la ciudad de Estelí, bajo el lema “Suelos sanos, suelos vivos.. Produciendo agua y alimentos para la vida”.
El evento fue organizado por la Alianza Mundial del Suelo, capítulo Nicaragua, la cual es liderada por el Gobierno y la Academia y cuenta con quince organizaciones miembros entre las que se cuentan el Instituto de Investigación y Desarrollo Nitlapan de la Universidad Centroamericana (UCA), Catholic Relief Services (CRS), CIAT, CORES, IICA, Trocaire, FAO, Swissaid, Catie, entre otros.
El ingeniero Telémaco Talavera, presidente del Consejo Nacional de Universidades (CNU), estuvo a cargo de la inauguración del evento, a él le precedieron tres conferencias magistrales, la primera de las ponencias fue “Avances regionales en el tema de restauración de suelos y el Mapa de Carbono” por parte del ingeniero Bismarck Mendoza, la siguiente ponencia estuvo a cargo del ingeniero Elbenes Vega, del Instituto de Tecnología Agrícola (INTA), quien presentó los avances en la elaboración del mapa de fertilidad de suelos de Nicaragua.

La tercera ponencia magistral estuvo a cargo de la doctora Matilde Somarriba quien abordó el rol del sistema educativo y su aporte en el abordaje de la problemática de los suelos en Nicaragua, algo preocupante citó la especialista es que no se puede hablar de restauración de suelos sino estamos preparando a la juventud para que trabaje en el campo, pues solo un 5% de los graduados a nivel nacional tienen una preparación referida al agro y de ellos no se han elaborado estudios para determinar cuántos ejercen la profesión.
“Estamos en deuda con el agro, con el medio ambiente y eso en un país como el nuestro debe movernos a que instemos a los jóvenes a volver al campo, no se requieren tanto administradores de empresas, abogados, contadores, sin suelo no produciremos nada”, señaló la doctora Somarriba.

Intercambio de experiencias

El ingeniero Visitación Sevilla compartiendo experiencias de diversificación para pequeños agricultores.

El ingeniero Visitación Sevilla compartiendo experiencias de diversificación para pequeños agricultores.

Productores, técnicos y especialistas compartieron en tres sesiones simultáneas experiencias sobre manejo sostenible de agua y suelo. Una de las ponencias en estas sesiones estuvo a cargo del Ingeniero Visitación Sevilla de Nitlapan-UCA quien alentó a los productores a diversificar como una forma de proteger el agua y el suelo.
Otros como el productor Leonel Calero, de la comunidad El Mojón en el Municipio de Masaya destacaron la importancia de la Agricultura Orgánica y la diversificación, pues en su propiedad de 2 manzanas de tierra, posee 20 cultivos que le permiten percibir ingresos durante todo el año, pues son cultivos de ciclo corto y sostenible.

Mujeres y tierra

Por su parte Lisethe Escalante, productora de la comunidad San Juan de la Penca, de Chinandega manifestó que las experiencias dadas a conocer por los otros productores son inspiradoras sin embargo cómo se le puede decir a las mujeres que conserven, que cuiden, si en Nicaragua el acceso a la tierra para las mujeres es limitado por no decir nulo.
“Es fácil decir vamos a cuidar, porque las mujeres ya lo estamos haciendo, estamos cuidando de lo poco que tenemos pero cómo se le dice a una mujer que cuide una parcela que tiene en mediería que no ha terminado de sacar la cosecha cuando el dueño ya le quiere echar al ganado a comer, es necesario que se apruebe el presupuesto de la ley 717 para que las mujeres podamos tener tierra y cuidarla. Nosotras mejor que nadie conocemos el valor de la tierra”, dijo Escalante quien es miembro de la Coordinadora de Mujeres Rurales (CMR) que es miembro de la ENI- Nicaragua.
¿Pasto para retener agua?
Algo novedoso de este encuentro fue la visita de campo a comunidades de Pueblo Nuevo, Yalaguina y Condega donde los participantes conocieron las experiencias de productores con sistema agroproductivos que pretenden proteger el suelo y retener el agua.

Cultivar con sombra es posible por medio del sistema quesungual

Cultivar con sombra es posible por medio del sistema quesungual

En Condega los productores apreciaron una parcela demostrativa donde se establecieron nueve tipos de pastos a fin que los productores de las comunidades de Pire, Santa Teresa, Potrerillos y Los Cerritos pudiesen observar y aprender el manejo de estos pastizales a fin de alimentar su ganado en época seca.
Y es que en estas comunidades para tener agua hay que caminar por lo menos una hora hasta donde está el pozo y el agua es limitada a determinada cantidad por familia, entonces es un sueño para cualquier productor tener agua en verano cerca de su casa.
“Cuando comenzamos con esto del pasto, mi papá decidió sembrar pasto en ladera para el invierno, allí se pegó, pero no metíamos al ganado, sino que lo cortábamos para dárselo, en invierno hicimos un pozo de diez metros y comenzó a llenarse de agua, así que ahora para la época seca tuvimos agua en ese pozo y lo único que hay es pasto entonces vimos que si mantenemos el pasto se retiene agua”, expreso el productor Pablo Solano.
Otros sistemas productivos fueron sistemas agropastoriles pero sin duda el que más atrajo a los productores fue el Sistema Quesungual que mejora la calidad y la gestión del suelo, aumenta la producción, la resiliencia y la sostenibilidad con rendimientos duplican los alcanzados en una parcela cultivada tradicionalmente.
El quesungual es un sistema de asocio que permite que se cultive con árboles maderables o frutales lo que permite que se mantenga la humedad en el suelo.
Los encuentros de agua y suelo son bianuales y se espera que los productores apliquen los conocimientos adquiridos porque a como dijo el productor Modesto Herrera de la comunidad la Germania, del municipio de Somoto, “sino cuidamos el suelo, no podremos sembrar en las nubes”.